trienio.com.mx

Importancia del Omega 3 en nuestra salud

Importancia del Omega 3 en nuestra salud

Cristina Hueda

Las grasas o lípidos son macronutrientes que encontramos en los alimentos, son las responsables en gran parte de los sabores y las que nos inducen a la saciedad.

Los lípidos que comemos suelen ser los depósitos de reserva de energía de otros seres vivos, son las grasas y los aceites. Cumplen funciones muy importantes en nuestro cuerpo, principalmente:

  • Son nuestro material de reserva de energía, que además nos sirven como aislamiento térmico.
  • Forman parte de las membranas de todas nuestras células.
  • Son precursores para la síntesis de vitaminas, hormonas y ácidos biliares.
  • Actúan como vehículo de las vitaminas liposolubles (A, D, E y K).

Clasificación de las grasas

En términos generales, podemos clasificar las grasas en dos grandes tipos: Las grasas saturadas y las grasas insaturadas.

Las grasas saturadas

Las grasas saturadas se encuentran en mayor proporción en alimentos de origen animal como son la carne, leche, derivados lácteos, huevos, embutidos... y en algunos aceites de origen vegetal como el aceite de coco, palma y cacao.

Son grasas duras y se reconocen porque son sólidas a temperatura ambiente.

El abuso en nuestra alimentación de este tipo de grasas puede tener importantes consecuencias en nuestra salud. Sin embargo, en pequeñas proporciones también son necesarias, siempre y cuando sean de buena procedencia y en cantidades muy moderadas.

Las grasas insaturadas

Las grasas insaturadas se encuentran principalmente en alimentos vegetales y a diferencia de las grasas de origen animal, son líquidas a temperatura ambiente (son los aceites vegetales).

Este tipo de grasas se subdividen a su vez en:

  1. Ácidos Grasos Mono Insaturados, más estables cuando se someten a calor y el ejemplo más conocido es el ácido oleico presente en el aceite de oliva.
  2. Ácidos Grasos Poliinsaturados, muy inestables cuando se someten a altas temperaturas y además, tenemos que obtenerlos a través de nuestra alimentación porque nuestro cuerpo no es capaz de fabricarlos.
  3. Son los Ácidos Grasos Esenciales que a su vez, se subdividen en dos series: Omega 3 y Omega 6.

Los ácidos grasos esenciales del tipo Omega 3

En el artículo de hoy nos centraremos en los ácidos grasos esenciales del tipo Omega 3 pero me ha parecido imprescindible una pequeña introducción para situarnos frente a este tipo de grasas tan importantes y que como su propio nombre indica, son esenciales para la integridad de nuestra salud.

Este aceite esencial debemos obtenerlo a través de nuestra alimentación y según si éste es de origen vegetal o animal, obtendremos uno u otro de sus principales activos.

  • En los alimentos como las semillas de lino, semillas de chía, aceite de linaza y nueces encontramos su activo alfa-linolénico.
  • En los pescados azules principalmente y pequeños, algas, y determinados crustáceos encontramos los activos EPA y DHA.
  • Sus beneficios son de mayor interés en la edad adulta y de manera puntual está indicado en niños con problemas de aprendizaje y/o comportamiento.
  • Regulan la tensión arterial, evitan la formación de trombos y mejoran el riego sanguíneo cerebral, ayudando a prevenir la demencia senil.
  • Regulan el colesterol, los triglicéridos y las transaminasas.
  • Intervienen también en la formación de hormonas.
  • Tiene propiedades antiinflamatorias ayudando a contrarrestar el exceso de consumo de grasas saturadas.

Funciones del EPA

¿Por qué es importante la suplementación de Omega 3?

Por un lado, el Omega 3 procedente de alimentos vegetales debe transformarse en nuestro organismo en EPA y DHA, que son los principales activos con beneficios sobre nuestra salud. Se ha demostrado que dicha transformación requiere de un buen funcionamiento de nuestro hígado y además, se inhibe por diferentes factores como: el estrés, un exceso de azúcar, exceso de grasas saturadas, envejecimiento, etc...

Por otro lado, consumir pescado (principal fuente de EPA y DHA) no nos garantiza tampoco obtener las concentraciones adecuadas requeridas por nuestro cuerpo, ya que hay que tener en cuenta la calidad del alimento y el modo en el que los cocinamos, pues a altas temperaturas los ácidos grasos esenciales pierden gran parte de sus propiedades.

Por ello, la suplementación resulta siempre una alternativa ideal para una nutrición de calidad en Omega 3.

Siempre deberemos de tener en cuenta la calidad de dicha suplementación:

  • Preparados de alta pureza en Omega 3: Los aceites utilizados habrán tenido que ser depurados de cualquier grasa que no sea Omega 3, de metales pesados e incluso, muchos preparados prescinden también de la proteína del pescado para aquellos casos de alergia a ésta.
  • Utilizar las concentraciones adecuadas: Dosis Nutricional sería de 400-500 mgr/dia. Dosis Terapéutica mínima son 1000mgr/día.

 

 

Trienio Radio

  13.12.2017 Ferienhaus Ostsee

Huauchinango

 

 

¿Quien sería el mejor candidato para la presidencia municipal de Xicotepec?